· Ciudad del Vaticano ·

Con la escucha es posible la reconciliación

cq5dam.thumbnail.cropped.500.281.jpeg

Video de la Sección migrantes y refugiados del Dicasterio para el servicio del desarrollo humano integral

22 julio 2020

«Escuchar para reconciliarse»: este deseo del Papa Francisco es el motivo conductor del nuevo video difundido en la red por la Sección migrantes y refugiados del Dicasterio para el servicio del desarrollo humano integral, en vista de la Jornada mundial dedicada a los migrantes, programada para el 27 de septiembre próximo sobre el tema «Como Jesucristo, obligados a huir».

Se trata del tercer vídeo — el primero fue «Conocer para comprender» y el segundo «Acercarse para servir» — de una campaña de comunicación que inició el pasado 15 de mayo con ocasión de la presentación anual del mensaje pontificio, centrado en este 2020 en la pastoral de los desplazados internos. Cada uno de los tres vídeos - realizados en colaboración con Vatican Media - profundiza en uno de los subtemas presentes en el documento del Papa, también con testimonios de los protagonistas, ilustrados con viñetas. Este último, en particular, está enriquecido con la historia de la experiencia de vida de una mujer que tuvo que huir, que explica cómo el trabajo de equipo y la aceptación recíproca puedan hacer esperar en un futuro más luminoso y en una coexistencia pacífica entre personas de diferentes religiones. Es iraquí y se llama Sarah Hassan. Pertenecientes a la minoría yazidí, tuvo que abandonar rápidamente su pueblo cuando el llamado Estado Islámico invadió la Llanura de Nínive.

«Vivía en Dogorî, en la región de Sinjar, en la zona fronteriza; — explica — pero cuando huímos y llegamos al Kurdistán los musulmanes nos abrieron sus mezquitas y los cristianos hicieron lo mismo, nos abrieron las puertas de sus iglesias. Por lo que empezamos a estar menos asustados».

Según Sarah la pertenencia religiosa no debe ser nunca un obstáculo: «La humanidad es más grande que todos nosotros», dice, añadiendo que no se pueden encontrar soluciones a los problemas recurriendo a la violencia, especialmente cuando están los niños en medio, independientemente de que sean musulmanes, yazidíes, kakai — otro minoría poco conocida pero presente desde hace tiempo en el territorio — o cristianos: porque les tocará a ellos construir «un mundo mejor».

El video se concluye con el icono de la fuga en Egipto de la Santa familia de Nazaret para recordar cómo en el centro de la reflexión del Papa Francisco y de la Iglesia este año esté precisamente «Jesús niño, desplazado y refugiado junto a sus padres».