Aviso

Este sitio usa cookies...
Las cookies son pequeños archivos de texto que nos ayudan a mejorar su experiencia en nuestro sitio Web. Al usar cualquier parte del sitio web, usted acepta el uso de cookies. Encontrará más información acerca de las cookies en las Condiciones de Uso.

​Una actriz diferente

El mes pasado murió en Roma Virna Lisi, actriz muy querida por el público, incluso por sus elecciones para nada descontadas. Después de haber firmado un contrato de siete años con la Paramount, decidió pagar la cláusula penal por el incumplimiento del mismo y dejar el cine americano, que pretendía que encarnara a un tipo de mujer que a ella ya no le gustaba. Fue una de esas actrices que aprendieron el oficio con la experiencia: aunque es verdad que al comienzo de su larga carrera su extraordinaria belleza prevaleció sobre su talento, con el tiempo Virna Lisi demostró una autoridad natural. También fue una de las pocas actrices italianas que prácticamente nunca fueron dobladas. Desde el principio interpretó papeles más bien importantes, ganando muchos premios. Entrevistada por Oriana Fallaci en junio de 1964, en el culmen de su carrera, a la pregunta de la periodista sobre si era feliz por su gran belleza, respondió: “Espero con impaciencia las arrugas, la vejez: la gente me tomará más en serio”. Y cumplió su palabra. Un caso absolutamente excepcional en el mundo del espectáculo hoy en día. En efecto, no tuvo miedo de los años, dejando que su rostro reflejara su edad. También por esto murió, a los 78 años, sin haber dejado de trabajar jamás y de ser lo que siempre fue: maravillosa.

EDICIÓN EN PAPEL

 

EN DIRECTO

Plaza De San Pedro

18 de Junio de 2019

NOTICIAS RELACIONADAS