Aviso

Este sitio usa cookies...
Las cookies son pequeños archivos de texto que nos ayudan a mejorar su experiencia en nuestro sitio Web. Al usar cualquier parte del sitio web, usted acepta el uso de cookies. Encontrará más información acerca de las cookies en las Condiciones de Uso.

Las esclavas de ayer

De las pocas palabras que la actriz Lupita Nyong’o pronunció al retirar el premio Oscar 2014 como mejor actriz no protagonista, la prensa recordó sobre todo las últimas: «Esta estatuilla significa que independientemente de dónde vengas, tus sueños pueden hacerse realidad». Y, sin embargo, habían sido mucho más interesantes las palabras iniciales de la joven actriz keniata, premiada por haber interpretado a la esclava Patsey en la película 12 years a slave, de Steve McQueen. Inspirada en la autobiografía de Solomon Northup (1853), la película narra la historia del violinista negro, hombre libre en el estado de Nueva York, que con un engaño es secuestrado y llevado a Lousiana, donde vivirá durante doce años como esclavo. Después de haber agradecido el Oscar, Nyong’o añadió: «Ni siquiera por un instante puedo olvidar que la alegría de este momento fue posible por el enorme sufrimiento de otra persona. Precisamente por eso quiero agradecer el espíritu de Patsey, que me guió. Y también agradezco a Solomon haber contado no solo la historia verdadera de esta muchacha, sino también la suya».

EDICIÓN EN PAPEL

 

EN DIRECTO

Plaza De San Pedro

26 de Febrero de 2020

NOTICIAS RELACIONADAS