Aviso

Este sitio usa cookies...
Las cookies son pequeños archivos de texto que nos ayudan a mejorar su experiencia en nuestro sitio Web. Al usar cualquier parte del sitio web, usted acepta el uso de cookies. Encontrará más información acerca de las cookies en las Condiciones de Uso.

Devastador terremoto en Indonesia

· La solidaridad del Papa Francisco con las poblaciones afectadas ·

La tierra volvió a temblar ayer en la isla indonesia de Lombok, después del terremoto de hace una semana, y de forma aún más violenta. Un nuevo terremoto ha causado al menos 90 muertos y cientos de heridos, con un balance que continúa creciendo.

En un telegrama firmado por el secretario de estado, el cardenal Pietro Parolin, el Papa Francisco «tras haber sabido con gran tristeza de la trágica pérdida de vidas y la destrucción de propiedades causadas por el terremoto en Indonesia», expresa «su sincera solidaridad a todos los que están sido afectado por esta tragedia». El Papa reza «en particular por el reposo de las personas fallecidas, por la curación de los heridos y por el consuelo de todos los que lloran la pérdida de sus seres queridos». Al alentar a las autoridades civiles y a las personas involucradas en la búsqueda y rescate de las víctimas del desastre, el Papa «envía de buen grado, para toda la población de Indonesia, las bendiciones divinas de consuelo y fortaleza».

El terremoto se registró poco después de la puesta del sol, con epicentro en el noreste de la isla y a una profundidad de solo 10 kilómetros. Duró treinta segundos interminables, que empujaron a los residentes y turistas a ponerse a salvo escapando apresuradamente de las casas, los hoteles y los centros turísticos, presas del pánico. En las áreas más cercanas al epicentro, como en el norteño distrito de Lombok, el suministro de electricidad se ha interrumpido.

EDICIÓN EN PAPEL

 

EN DIRECTO

Plaza De San Pedro

23 de Octubre de 2018

NOTICIAS RELACIONADAS